NUESTRA AVENTURERA FAMILIA
ES LA CREADORA DE WHISKY
EN DUFFTOWN

Pocos hombres han construido su propia destilería con sus manos. Así es como William Grant comienza a escribir nuestra historia.

NUESTRO FUNDADOR, UN VISIONARIO

Durante 20 años, William Grant alimentó un sueño: hacer “el mejor trago del valle”. Con la ayuda de su familia, finalmente alcanzó esa visión.

William Grant and his wife

Durante 20 años, William Grant vivió alimentando un sueño: crear el mejor whisky del valle.
 
En el verano de 1886, con la ayuda de sus nueve hijos –siete hombres y dos mujeres-, William se aventuró en cumplir la ambición de su vida por lo que, entre todos, construyeron una destilería a mano; piedra por piedra. Después de un año entero de arduo trabajo la destilería estaba lista y William la llamó Glenfiddich, que significa Valle de los Ciervos en gaélico.
 
La pasión, determinación y espíritu vanguardista continúan, hoy, siendo nuestra guía. Glenfiddich es una de las pocas destilerías de una sola malta que continúan perteneciendo a una sola familia y también es la que produce el whisky escocés de una sola malta más galardonado* del mundo. Es, incluso, la viva imagen de la integridad y espíritu de vanguardia de nuestro fundador y también un legado de generaciones.
 
Ésta es nuestra historia.

 

1887

William Grant cumple la ambición de toda su vida y construye su propia destilería con la ayuda de sus nueve hijos y un cantero. La nombra Glenfiddich: Valle de los Ciervos en gaélico. Después de un año de ardua labor nace la primera gota de whisky de nuestros alambiques de cobre. Era la Navidad de 1887.

1923

La prohibición está en pleno auge. El nieto de William, Grant Gordon, se une a la empresa de la familia y sorprende a la industria ya que la producción de whisky aumenta considerablemente. Conforme la década avanza y las leyes dan un giro, Glenfiddich se convierte en una de las seis destilerías que operan en Escocia. Estamos listos para enfrentar un incremento en la demanda por los whiskies finos y añejados.

1957

Charles Gordon, el bisnieto mayor de William, insiste en tener una persona en la destilería que trabaje el cobre (coppersmiths). Se trata de artesanos con habilidades excepcionales dispuestos a construir y cuidar de nuestros únicos y excepcionales alambiques de cobre.

1959

Grant Gordon siempre le dio una gran importancia a las barricas para la elaboración de whiskies excepcionales. Por ello, poco después de haber llevado a la destilería a varios artesanos del cobre, construyó una tonelería (copperage) ex profeso. Hoy, somos una de las pocas destilerías que mantiene su tonelería in situ.

1961

Agua, aire y cebada malteada. Tres elementos que se unen con destreza para elaborar el whisky Glenfiddich, el cual inspira al diseñador influencia del siglo 20, Hans Schleger, para crear un diseño radical que rompa con lo establecido: nuestra botella triangular.

1963

Sandy Grant Gordon, bisnieto de William, se siente tan orgulloso de nuestro whisky de malta que logra que Glenfiddich sea el primer whisky promocionado fuera de Escocia. Los consumidores que solían beber whisky blended en el resto del mundo por fin conocen las delicias de la malta que, hasta entonces, eran un secreto muy bien guardado entre los escoceses.

1987

Una época especial en nuestra destilería. Es la celebración de nuestro aniversario número 100 por lo que hacemos un embotellado especial con motivo del centenario que conmemora a nuestro fundador y su sueño por crear el mejor whisky del valle.

1991

Uno de los whiskies más excepcionales y pieza única de colección es lanzado. El primero que contiene nuestra mezcla de 50 Años. Es un whisky combinado a la perfección a partir de nueve barricas que estuvieron en posición horizontal en los años 30, por lo que de este modo honramos a cada uno de los hijos de William Grant quienes ayudaron a construir nuestra destilería familiar.

1998

Con más independencia que nunca, la invención continúa floreciendo en Glenfiddich. Con más de 35 años de experiencia y reconocidos en el sector de la industria a nivel internacional, nuestro quinto Malt Master, quien cuenta con una gran experiencia en el conocimiento de la malta, crea el Solera Vat: un proceso que es pionero en la elaboración de nuestro 15 Años que, por cierto, hoy en día es galardonado por sus intensos y complejos sabores.

 

2001

Lanzamos el más antiguo whisky de malta. En 1937, la barrica 843 inicia un viaje que dura 64 años. En el camino, mientras diez Warehouse Masters (quienes se encargan de las bodegas) la vigilan, los ángeles se llevan una parte dejando sólo 61 botellas de este privilegiado y único whisky.

2009

La segunda mezcla especial con motivo de nuestro whisky 50 Años. Sólo son 50 botellas sopladas a mano, numeradas individualmente y liberadas una vez al año. Elaboradas con plata escocesa y grabadas con el sello de Willliam Grant & Sons, cada botella está terminada en piel cosida a mano. De la misma manera que el diario empastado de piel que William Grant guardó cuidadosamente.

2010

Las nevadas más intensas y extremas colapsan algunos de los techos de nuestras bodegas exponiendo a las barricas al cielo invernal. Nuestros bodegueros tienen que trabajar contra reloj a -19 grados centígrados para poder salvarlas. Como un tributo a estos hombres, nuestro Malt Master crea el Snow Phoenix: un whisky maridado con lo más fino de las barricas salvadas que se convierte en una edición limitada la cual nace a raíz del destino y la adversidad.

2011

El whisky de malta más caro se vende en una subasta. Rendimos honores a la mujer más anciana de Escocia, quien es admirada y respetada por sus logros y aciertos en temas de educación. Es Janet Sheed Roberts: la última nieta de nuestro fundador. Sólo once botellas de la Reserva Janet Sheed Roberts fueron liberadas al mundo. Cabe mencionar que cada una es subastada en eventos de caridad rompiendo siempre récords mundiales.